miércoles, agosto 24, 2005

Mis vacaciones

Olvidé comentar que he estado aquí:

Me encannnta google maps

Frase celebre

"Errar es humano, pero más lo es culpar de ello a otros"

Baltasar Gracián y Morales. Escritor español (1601-1658)

Vuelta a la rueda

Para no hacerlo más duro, no hablaré del cúmulo de sensaciones que me produce.

El caso es que estos dias, como es normal, no me he asomado mucho a la pantalla. Pero he guardado algún recortillo de cosas que me han parecido interesantes. Una de ellas es la entrevista a una gente llamada Animatu y que acaban de diseñar el primer juego en euskera para móviles "al amparo de una conocida firma de camisetas"; habemus Kukuxumuxu again.

Animatu tiene dos webs gemelas. Una es Mister Tus con cortos y otras yerbas de la familia, y otra ti-ta, cajón desastre donde meten rayaduras varias.

Como sus enlaces favoritos tienen su cosa, me veo en la obligación de citarlos:

yetisports. Una interesante página con juegos para móviles (que no uso), pero que se pueden jugar también online.

orisinal. Una colección de juegos flash sencillotes e infantiloides pero buenos, y presentados sin la debacle morrallera a la que nos tienen acostumbrados otros.

miércoles, agosto 03, 2005

De vacaciones

Y la verdad, mola. El caso es que desde el mismo día que las cogí ando con un dolor de espalda demoledor. Leo por ahí que es una lesión musculoesquelética y se debe, no me cabe duda, al manejo del ratón. Yo que siempre me he reído de esos temas voy avisando: es muy muy jodido. Noches sin dormir, sin encontrar la postura... tenía que pasarme ahora, claro.

El caso es que me he animado al post porque tras sesiones intensivas de Sexo en Nueva York, que me tiene obnubilao (hasta el punto de plisplármela hasta el último capítulo en cuatro días, dramones y traca final incluida), he redescubierto una canción que casi tenía olvidada.

O Leaozinho, de Caetano Veloso, que me arrulla en estos días de placentera indolencia. Tiene cojones que en la Music Store solo tengan la versión refrita de Jane Birkin. Y los tiene más el que no me importe en absoluto volver a colocar la aguja cada tres minutos en el surco correspondiente: únicamente la tengo en vinilo.

¡Diosssss cómo me gustan las vacaciones!

A pesar de todo.